viernes, 12 de febrero de 2016

Marina Abramovich, en el CAC de Málaga. Cercanía de la muerte...


Estoy interesada en un arte que perturbe y rompa el momento de peligro; por eso el público tiene que estar mirando en ese momento y dejar que el peligro se concentre. Esta es la idea, concentrarnos en el aquí y el ahora”. (M.Abramovic)

Actualmente, y hasta el 6 de marzo de 2016, podemos ver en el CAC (Centro de Arte Contemporáneo) de Málaga la obra "Self Portrait, based on the video Nude with Skeleton" de la artista serbia Marina Abramovic (Belgrado, 1946). Es considerada como una de las representantes más importantes de la "performance", actividad que empezó en los años 70 y en la que todavía continúa. En principio sus actuaciones tenían mucho de rebeldía contra el sistema represivo imperante en su país, pero otros elementos van a ser fundamentales en su obra como la experimentación con el propio cuerpo y los límites entre lo físico y lo mental, y la necesidad de interactuar con el público.
Ha realizado vídeo-instalaciones, objetos, performances y dramatizaciones, experimentando con su propio cuerpo hasta llevarlo al límite. Desde 1975 hasta 1988 compartió experiencias con el alemán Ulay, que fue también su pareja sentimental, y la misma relación fue objeto de trabajo, a veces con un enorme desgaste físico y emocional ("Breathing in/Breathing out", por ej.). En 1988 hicieron su último trabajo juntos, recorriendo la Gran Muralla China, cada uno desde un extremo y juntándose en el centro, donde se separaron. Posteriormente, se reencontraron en 2010, en el MOMA de New York con motivo de la retrospectiva que le dedicó el museo, y en la que ella, sentada en una silla, iba recibiendo a distinta gente anónima con la que se intercambiaba miradas, gestos...
La obra que hay actualmente en el CAC es una pieza de vídeocreación, de 4', en la que aparece Abramovic tumbada desnuda y sobre su cuerpo un esqueleto que, con la respiración de ella, también se mueve en una especie de acercamiento entre los dos: vida/muerte, y el esqueleto como reflejo de lo que somos.
No es la primera vez que la vemos en Málaga: en 2014 tuvo lugar, también en el CAC de Málaga, la primera exposición de la artista en un museo español: "Marina Abramović: Holding Emptiness", en la que se hacía un repaso a toda su trayectoria. 
A pesar de las críticas que ha recibido de algunos por lo que pueda tener de pose y de frivolidad actualmente, creo que ha sido/es una artista pionera en nuevas formas de creación artística, siempre arriesgadas, que busca trasladar al público sus emociones.
Marina Abramovic en el CAC de Málaga, en 2014


MOMA  New York 2010

No hay comentarios:

Publicar un comentario